Loading...

Suelten el Yugo del Comunismo Por: Mercedes Cubas 

Desde las montañas del norte de España, me remonto a la isla donde nací. Veo su tierra rojiza, sus palmeras, sus playas, su gente sonriente. En éste pequeñito pueblo resi- den unos cuatro cubanos. Sentimos una camaradería in- mediata al saber que provenimos del mismo lugar. dónde naciste, nos preguntamos unos a los otros ¿La Habana, Santiago u Oriente? Y cocinamos frijoles negros, que aquí le llaman “moritos”, para sentirnos un poco más cerca de ella. Pero, en fin, da lo mismo, porque ya no hay marcha atrás. 

Han pasado 60 años desde que Cuba dejó de ser nues- tra. Con sangre, violencia, y mentiras, nos la arrebataron. Además de no haber podido disfrutar la patria, duele ver como una Cuba que fuera próspera se ha convertido en la Cárcel del Caribe. Para los que son muy jóvenes para re- cordarse, ya para el 1959, Cuba se posicionaba entre los primeros tres países más avanzados de Latinoamérica, junto a la Argentina y Chile. Hoy, producto del desastre revolucionario, compite con Haití por el penúltimo lugar en la región. Mucho antes de la “revolución” sus hijos se destacaban en todo el mundo. Para nombrar algunos: Celia Cruz, Er- 

nesto Lecuona, Cachao López y Benny Moré en la música. Wilfredo Lam, cuyas obras se exhiben en el Museo de Arte Moderno de Nueva York, pintor. Guillermo Cabrera Infante, periodista y escritor, obtuvo el Premio Cervantes de la Len- gua Española. Juan Carlos Finlay, médico, fue quien des- cubrió que un mosquito transmitía la fiebre amarilla. Y Ma- nuel Carbonell Salazar, quien en 1941 operó a dos niños del corazón en el Hospital Municipal de la Infancia de la Habana. Los Bacardi, fundaron la marca de ron más popu- lar del mundo y Pepín Bosch, la mercadeo internacional- mente. José Raúl Capablanca fue campeón mundial de ajedrez. Roberto Goizueta dirigió la empresa estadouni- dense más grande en su época, la Coca-Cola. Más re- cientemente, se distinguen Marco Rubio y Ted Cruz, políti- cos cubanoamericanos y candidatos a la presidencia de los EE.UU. por el partido Republicano en las elecciones del 2016. Como ellos, muchos otros cubanos que nada tienen que ver con “La Revolución”, se han destacado en sus respectivos campos a nivel mundial. 

Y me pregunto: Aparte de reconocidos atletas que se han formado en la Cuba comunista, ¿qué otros cubanos se han dado a conocer en el mundo por sus logros? No me refiero a los hermanos que traicionaron a la patria ni a sus verdugos que lo apoyaron. 

Cuba producía hijos pródigos porque no existía el Cán- cer del Comunismo, ideología que corroe al ser humano: espíritu, mente y cuerpo. Este régimen crea las condicio- nes para que exista la escasez en todas sus manifestacio- nes: comida, vivienda, educación, transporte, medicina, etc. etc. La escasez es parte fundamental del éxito de este Carlos Manuel de Céspedes 

sistema, porque mientras el ciudadano tenga que pasar horas y horas de su vida haciendo colas o ingeniándoselas para “resolver” el día a día, No tiene tiempo para pensar ni hacer otra cosa. Este diario vivir, año tras año, década tras década, unido a la desinformación, la indoctrinación, el temor y la represión, la desilusión y la desesperanza, hace que el ser humano se agote y se rinda, convirtiéndose en la presa perfecta para las hienas humanas que los vigilan, controlan y abusan a nombre de “la Revolución”. 

Fue el gran presidente de EE.UU. Abraham Lincoln, quien liberó a los esclavos en 1865, quien dijo: “Un go- bierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo.’’ El comu- nismo cubano es lo opuesto a este concepto. El pueblo en Cuba no tiene voz ni voto. 

Acordémonos éste 10 de octubre, cuando Carlos Manuel de Céspedes hizo el llamado de Viva Cuba Libre, conocido como el Grito de Yara. Ese día, Céspedes, el Padre de la Patria cubana, declaró la primera guerra de independencia contra España en 1868 y también liberó a sus esclavos. Ese día, Cuba como nación, se propuso ser Libre. Hoy, 151 años después, aún seguimos presos. 

2019-11-16T23:18:53+00:00